Aceite de crisálida de seda, todo son ventajas

Aceite de crisálida de seda, todo son ventajas

El aceite de crisálida de seda tiene un gran poder de regeneración y muchas propiedades antioxidantes.

El aceite de crisálida de seda es beneficios para tratar heridas, quemaduras, manchas, arrugas e incluso retrasa la aparición del cáncer de piel.

La piel es el mayor órgano que tenemos. Además de proteger contra infecciones, actúa como sistema de comunicación con el entorno y regula la temperatura del organismo. Por ello es importante cuidarla ya que es esencial para nuestra salud. En el mercado hay un sinfín de productos para esos cuidados, pero hoy queremos hablar de uno que aporta grandes beneficios regeneradores para la piel: el aceite de crisálida de seda.

El aceite de crisálida de seda contiene proteínas, vitaminas lipo e hidrosolubles, aminoácidos esenciales y ácidos grasos omega 3 y 6. Todo ello hace que este aceite tenga un gran poder de regeneración y muchas propiedades antioxidantes.

Los orígenes de su uso terapéutico se remontan a hace más de dos mil años. La medicina tradicional china usaba el aceite de crisálida de seda para curar los problemas de la piel. Más tarde, a mitad del siglo XX, un médico de Córcega observó como las mujeres que trabajaban en la fábrica de seda cicatrizaban rápidamente las heridas que se producían al separar el gusano del capullo. Además notó que sus manos eran suaves a pesar del trabajo manual duro.

Este médico decidió investigar el fenómeno y descubrió que la causa estaba en el líquido aceitoso del interior del gusano de seda: el aceite de crisálida de seda. El gusano de seda se alimenta solo y abundantemente de hojas de morera, que contienen gran cantidad de polifenoles. Para llevar a cabo su transformación en mariposa almacena gran cantidad de sustancias de esas hojas que se concentran en el aceite de crisálida de seda.

Los beneficios para la piel y el organismo de este aceite son numerosos:

  • Tiene propiedades anticancerosas. Diversos estudios han descubierto que su aplicación puede retrasar la aparición del cáncer de piel.
  • Retrasa el envejecimiento de la piel. Los polifenoles de las hojas de morera son capaces de inhibir la producción de los fotoproductos, que son los responsables del envejecimiento de la piel y la aparición de arrugas.
  • Aporta energía a las células y aumenta su resistencia frente a productos tóxicos.
  • Ayuda en problemas de la piel como quemaduras o psoriasis.
  • Ayuda a la cicatrización de heridas, ya que es muy bueno en la regeneración de los tejidos.
  • Es eficaz contra las estrías.
  • Ayuda a acabar con el acné y las marcas que genera.
  • Alivia dolores musculares y contracturas.
  • Da salud y belleza a la piel, ya que aporta suavidad, brillo y un tono uniforme.
  • Mejora el estado general del organismo

Desde la primera aplicación se notan los beneficios del aceite de crisálida de seda. La piel aumenta su tersura y suavidad y en pieles con problemas potencia su recuperación y su equilibrio. Además su uso está recomendado para todo tipo de pieles.

En Farmacia María Meliá podemos ayudarte a elegir el producto de aceite de crisálida de seda que mejor se adapte a tus necesidades. Desde serums para aplicar en zonas localizadas, como en heridas o para estrías, leches corporales hidratantes, geles de baño que hidratan y protegen o cremas de manos o de cara para evitar arrugas y manchas.

 

Entrada anterior
Consejos para el cuidado de los labios en invierno
Entrada siguiente
Dentífricos blanqueadores, ¿de verdad funcionan?

Entradas relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo válida.

*

Menú